Archivo de la categoría: Literatura

«Un señor llamado Joseph Hamilton», de Patrick Rosas

«Laslo Caligari se ha instalado en la terraza, en una tumbona plegable, protegido del temprano sol matinal por la sombra de una acacia… Ayer concibió la idea de escribir sus… ¿memorias, (des)memorias, cuasi memorias?, y esta mañana se ha levantado con los gallos a fin de darle vueltas al proyecto en la cabeza bien despierta por el café del desayuno…»

MaudyReseña escrita por Maudy Ventosa.

A veces, la tarde te regala momentos agradables. Como hoy. Una charla con un escritor peruano, arraigado en Francia, que se siente extranjero en todas partes, pero pace en Normandía y ama la vieja España acogedora y cálida. Me refiero a Patrick Rosas, que se encuentra en nuestra tierra presentando su última obra, Un señor llamado Joseph Hamilton, publicado por la Editorial La Huerta Grande.

Cubierta de 'Un señor llamado Joseph Hamilton'Nos cuenta el autor que, su novela, difícil de encajar en un solo género por participar de varios —memorias, biografía, metaliteratura…—, es una composición musical en tres movimientos con transiciones, aunque no está seguro de haberlo conseguido. Serán los lectores los que tengan la última palabra.
La obra sigue el ritmo de sus pensamientos, que se plasman de la mano de un narrador invisible, su alter ego, que lee su mente, mientras él contempla cómodamente las vacas, observa el vuelo de una corneja o escucha el zureo de las palomas. Se trata de una novela antes de la novela, porque su personaje pensaba la novela, sin pensamiento rígido, con libertad, con lapsos y omnipotencia.

Un señor llamado Joseph Hamilton narra sucesos reales ocurridos al autor, un joven que llegó a Praga con la promesa de una beca que no existía y tuvo la audacia suficiente para salir adelante. Fue antes de la Primavera de Praga y acabó en Lodz, ciudad que acoge la escuela de cine del brillante director Roman Polanski. De ese primer recuerdo toma el apellido del protagonista, Caligari; el nombre, Laslo, pertenece a otro recuerdo.

Patrick Rosas no oculta su afán viajero, afición que continúa, y que queda patente en su novela. Este que era yo, era muy viajero, en unos tiempos en los que podías recorrer Europa haciendo dedo, porque se confiaba en las personas. También afirma que, esta novela polifónica, tiene una trama literaria y otros registros, como el amor, la literatura o la política que invitan a la reflexión. Es una obra biográfica sin añadidos, por eso participa de distintos géneros. Define su prosa, en la que los diálogos están incluidos, como un río tranquilo, sin sobresaltos, donde se mezclan realidad y ficción, generalidades frente a detalles en lo esencial…

Patrick Rosas con Maudy Ventosa

Patrick Rosas con Maudy Ventosa

Como otros autores, Patrick tiene su ciudad imaginaria: Otrora, que trae ecos de Lima pero no es Lima porque no es una novela realista y el autor tiene poca conexión con su país natal. Otrora representa el pasado y le sirve para reflejar sus sentimientos con Perú que, confiesa, no son muy tiernos, a través de la ironía y la parodia. Sentencia que Perú nunca terminó de construirse y se está destruyendo; no hay un nosotros, hay “los otros”, que divide y fragmenta. Aclara que no habla de Perú, sino que hace una parodia de Perú y de dos movimientos poéticos porque él lo ve desde fuera y no es el mismo país que se percibe desde dentro. Sus recuerdos le llevan a sus orígenes cuando Lima era una cosa y Perú otra.

Patrick Rosas ha bebido de las mejores fuentes literarias, como Kafka, Flaubert… todos le han influido, aunque no sabe en qué. La intelectual, la necesidad de la ficción y la poesía, sin duda, se las debe a Nabokov.

Confiesa que no sufre cuando escribe, sino que su tarea está llena de gozo, de júbilo… el proceso creativo lo vive como un juego cuando consigue encontrar soluciones a los problemas estéticos. Incluso escribiendo sobre el desamor o sobre temas dolorosos. El gozo está en el ejercicio estético de transformar un escrito en una obra de arte, es la que lo sublima y cambia al lector, capta los sentidos, como hace el amor porque, el gozo intelectual es más reflexivo, más frío.

Un señor llamado Joseph Hamilton tiene un protagonista que reflexiona sobre la misión del escritor, y en Patrick Rosas, esa llamada arranca desde la infancia. Espero que nos siga regalando su prosa erudita y llena de recuerdos mucho tiempo.

PERSONAJES:

  • Laslo es un joven bien parecido, alto para una ciudad como Otrora; tiene unas manos largas y finas, el vientre liso y un rostro dulce y díscolo, a la vez que una mirada melancólica e irónica.
    Partió el 1 de agosto de 1966 de Lima con destino a Checoslovaquia con la vaga promesa de una beca; pasó a los pocos meses a Polonia y acabó en Lodz, donde Roman Polanski y Jerzy Skolimowski se habían graduado en la escuela de cine. Tenía un afán viajero…
  • Miriam Ferreti es italiana y dice que Roma es la ciudad más bella del mundo. Su piel siempre está dorada por rayos que no podían ser los rayos del sol. Calza tacones de aguja, como no podía ser de otra manera…

Y Larisa, la prosoviética; y Patty Milhench, toda ojos, nariz y oídos; y Mañuco Veroñal… pero tendrás que descubrirlos en la novela…

Lee y disfruta de las primeras páginas de la novela.

El autor:Patrick Rosas
Patrick Rosas (Lima, 1947) posee doble nacionalidad, peruana y británica. Estudió en un colegio francés, el colegio de la Recoleta, y a los diecinueve años, después de visitar Río de Janeiro, viajó por primera vez a Europa. Vivió en Checoslovaquia, Polonia y Francia, donde participó en el Mayo francés. Regresó al Perú en diciembre de 1968. Fue militante trotskista. En 1976, tras la publicación de su primer libro —un conjunto de poemas— viajó por segunda vez a Europa. Desde entonces vive en Francia.
Ha sido periodista en Radio Francia Internacional, hasta 2010. Su obra literaria explora la identidad de los individuos, incluida la suya, lo que le permite inmiscuirse en la vida de sus personajes e interactuar con ellos. Partidario del Arte por el arte, estima que la patria es la lengua, en su caso el castellano, en el que está escrita toda su obra. Su última obra publicada en España es Un señor llamado Joseph Hamilton.

El libro:
Un señor llamado Joseph Hamilton ha sido publicado por la Editorial La Huerta Grande en su Colección Las Hespérides: Ficción. Encuadernado en rústica con solapas, tiene 178 páginas.

Como complemento pongo un vídeo con una entrevista al escritor Patrick Rosas (1ª parte) por Abraham Prudencio. La 2ª parte está en YouTube.

.
Para saber más:
https://www.facebook.com/Patrick1Rosas/photos/

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura, Narrativa

«Clásicos divertidos para los más atrevidos», texto de Sandra Nelson e ilustraciones de Marie Vanderbemden

A partir de 10 años

«Ocho cuentos clásicos magníficamente adaptados»

.
Cubierta de 'Clásicos divertidos para los más atrevidos'Clásicos divertidos para los más atrevidos es un libro perfecto para que los niños descubran y aprendan a amar los clásicos, espectacularmente ilustrado a todo color. La literatura nos ofrece de todo: aventuras, amistad, fantasía, misterio, etcétera, y este libro lo demuestra reuniendo ocho obras maestras para compartir con los niños (Los tres mosqueteros, Alicia en el país de las maravillas, Cyrano de Bergerac, La isla del tesoro, Mujercitas, El fantasma de Canterville, La vuelta al mundo en 80 días y Robinson Crusoe), pues están versionadas especialmente para ellos.

  • Los tres mosqueteros de Alejandro Dumas. La novela narra las aventuras de un joven gascón de 18 años, conocido como d’Artagnan, que se va a París para hacerse mosquetero. Los verdaderos mosqueteros son Athos, Porthos y Aramis, amigos inseparables que viven bajo el lema «Todos para uno, uno para todos». D’Artagnan primero se enfrenta separadamente a cada uno de ellos, pero terminan siendo sus amigos.
  • Alicia en el país de las maravillas de Lewis Carroll. La historia cuenta cómo una niña llamada Alicia cae por un agujero, encontrándose en un mundo peculiar y extraño, poblado por humanos y criaturas antropomórficas. El libro juega con la lógica, dando a la novela gran popularidad tanto en niños como en adultos.
  • Cyrano de Bergerac de Edmundo Rostand. Cyrano de Bergerac es un soldado poeta, orgulloso y sentimental, pero su mayor defecto es poseer una gran nariz hasta lo ridículo. Está enamorado de una mujer hermosa: su prima Roxane; pero, como él es feo, no espera ser correspondido.
  • La isla del tesoro de Robert Louis Stevenson. Jim Hawkins es el hijo del dueño, a la que un día llega para alojarse un hombre muy peculiar que canta canciones marineras y se hace llamar capitán. Este señor le pide a Jim que le avise si se acerca un hombre con una sola pierna. A cambio de vigilar, el hombre le da una paga cada mes. Pero muere y al morir deja el mapa de un tesoro: un codiciado alijo de oro y plata enterrado por el legendario pirata Flint en una lejana isla tropical.
  • Mujercitas de Louisa May Alcott. Trata la vida de cuatro niñas que, tras pasar la adolescencia con la Guerra Civil en los Estados Unidos como fondo, entre 1861 y 1865, se convierten en mujeres. Está basada en las vivencias de la autora durante su niñez en la ciudad de Concord, Massachusetts.
  • El fantasma de Canterville de Oscar Wilde. La historia narra las tribulaciones del fantasma del caballero Simon de Canterville, cuando su mansión inglesa es prácticamente invadida por una familia de desordenados gringos, quienes ni se inmutan ante los aspavientos de su «terrorífico casero» por echarlos de su propiedad.
  • La vuelta al mundo en 80 días de Julio Verne. El señor Phileas Fogg, un misterioso y solitario caballero inglés, abandonará su vida disciplinada para cumplir una apuesta con los miembros del Club Reformista, en la que arriesgará una parte de su fortuna comprometiéndose a dar la vuelta al mundo en ochenta días utilizando los medios disponibles en la época.
  • Robinson Crusoe de Daniel Defoe. Trata de una autobiografía ficticia del protagonista, un náufrago inglés que pasa 28 años en una remota isla desierta en la desembocadura del Orinoco. Sólo su ingenio podrá salvarlo de los peligros y de las amenazas que lo acechan en las islas vecinas. Tendrá un aliado que se llama Viernes.

«¿Quién dijo que la vida es mejor que las novelas?»

La autora:
Sandra Nelson es una escritora especializada en literatura infantil. A caballo entre París y la Costa Azul, ha escrito numerosos álbumes infantiles, entre los que destacan sus adaptaciones de clásicos de la literatura francesa, o Hay un monstruo en mi habitación, publicado en español y vasco por Picarona.

La ilustradora:
Marie Vanderbemden es una ilustradora independiente que trabaja desde su barcaza en Bélgica. En 2010 estudió ilustración en la École Supérieure Artistique. Continuó su formación en la Haute École Albert Jacquard de Namur en el departamento de Técnicas Infográficas dentro de la sección de Animación 3D. Desde que entró en el mundo profesional en 2016, ha multiplicado sus experiencias tanto en ilustración como en animación, integrando así estudios de diseño gráfico como Waooh! y gráficos digitales. Al mismo tiempo, impulsa y completa la producción de su trabajo de graduación “Le Voyage de Viktor” que recientemente fue seleccionado por el jurado del festival Anima 2017.

El libro:
Clásicos divertidos para los más atrevidos (título original: C’est tout un roman: Le livre qui fait aimer les grands classiques aux enfants, 2021) ha sido publicado por la Editorial Bruño. Traducción de Xavier Senín, Isabel Soto y Alejandro Tobar. Encuadernado en tapa dura, tiene 160 páginas.

.
Para saber más:
https://www.artstation.com/marievanderbemden

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura infantil y Juvenil, Literatura, Narrativa