Archivo de la etiqueta: Fundación José Manuel Lara

“Travesías históricas. Viajeros andaluces que contaron el mundo”, de Eva Díaz Pérez

Diplomáticos, cosmógrafos, marinos, aventureros, exiliados, heterodoxos: una colección de biografías viajeras con aires de novela épica.
.

El Centro de Estudios Andaluces y la Fundación José Manuel Lara publican Travesías históricas de la escritora y periodista Eva Díaz Pérez, una obra que rescata el testimonio de viajeros, intelectuales, científicos y creadores andaluces de diversas épocas históricas que perseveraron en conocer horizontes ajenos.

 “¿Es que acaso no existe un relato del Norte hecho desde el Sur? ¿De verdad no existía un Sur que no se hubiese limitado a ser un simple objeto y que incluso se hubiera atrevido a analizar el mundo? ¿Nunca hubo andaluces que hubieran viajado para narrar lo que habían visto más allá de sus fronteras?

Cubierta de Travesías históricas

Cubierta de: ‘Travesías históricas’

La respuesta es un “Sí” mayúsculo. Lo que ocurre es que, como es sabido, la historia oficial, a menudo, no coincide con la real. La autora ha buscado hasta debajo de las alfombras a personajes andaluces que en diversas épocas hubieran mostrado una curiosidad por los horizontes ajenos. Andaluces más allá de Andalucía. El resultado fue una amplia galería de ilustres observadores que no sólo habían contado el mundo sino que además habían sido los primeros en hacerlo. Porque no deberíamos olvidar que los viajeros andaluces fueron pioneros a la hora de describir cómo eran las las tierras, los frutos o los animales jamás vistos en Europa; esa Europa que, a fin de cuentas y al menos en la Edad Moderna, fue el continente sobre el que giró el mundo.
Es esta saga de viajeros del Sur la que a veces denomina los lugares bautiza territorios e incorpora la nueva realidad a la civilización. Tenemos el ejemplo del malagueño Ruy López de Villalobos, que bautizó a las llamadas entonces Islas del Mar del Sur y de Poniente como Islas Filipinas en honor al rey Felipe II.
O el del jienense Pedro Ordóñez de Ceballos que recorrió más de treinta mil leguas viajando por toda Europa, el norte y el sur de África, Oriente Medio, América, Filipinas, Japón, China India o Persia sufriendo naufragios, abordajes, emboscadas, inundaciones, apresamientos, duelos a espada, enfermedades o prisiones. En su autobiografía, El viaje del mundo (1614), este Odiseo andaluz relataba que renunció a la mano de la reina de la Cochinchina ( zona meridional de Vietnam, al sur de Camboya, por si no lo recordabas), y por tanto al trono de aquel lejano lugar, a causa de sus votos religiosos.

Son muchos los andaluces que la autora retrata en el libro. Están Álvar Núñez Cabeza de Vaca; Esteban José Martínez, explorador de alaska; José Celestino Mutis, botánico gaditano; Juan Díaz, cronista de Yucatán. El granadino León el africano, al que Amín Maalouf recuerda en su fascinante novela, cuyo nombre era Juan león de Médicis –al que llamaron Hasan ben Muhammad al-Wazzan al-Fazi al-Garnati– que escribió un libro revelador, Descripción de África (1550).
Benito Arias Montano, que aunque nacido extremeño muy joven se trasladó a Andalucía. Fue un gran humanista, y Felipe II le encomendó la ingente obra de la Biblia Políglota de Amberes, conocida como «Biblia Regia».

Y así podríamos seguir, pues hasta treinta y ocho personajes importantísimos en la historia de España son analizados en este fascinante e ilustrador libro, que rescata al abate Marchena en la Revolución Francesa, a Alonso de Santa Cruz como el cosmógrafo que dibujó el mundo, al marino Antonio de Ulloa y la expedición del meridiano, aventuras científicas como la de Celestino Mutis por Nueva Granada, los recorridos del heterodoxo erasmista Antonio del Corro, la cruzada pacífica del marqués de Tarifa, las crónicas de Carmen de Burgos en la Gran Guerra, la estancia de diplomáticos como Juan Valera en las cortes extranjeras o Santaella salvando judíos del Holocausto,sin olvidar a pioneros de los viajes por aire como Emilio Herrera.

Muchas de las historias recogidas en este volumen, editado conjuntamente por la Fundación José Manuel Lara y el Centro de Estudios Andaluces, son muy poco conocidas.

Lee y disfruta de un fragmento del libro, que incluye el índice.

Eva Díaz Pérez (Foto José Belló Oliaga)

Eva Díaz Pérez (Foto: José Belló Oliaga)

La autora:
Eva Díaz Pérez (Sevilla, 1971) es autora de las novelas Adriático (Premio Málaga de Novela y Andalucía de la Crítica), El sonámbulo de Verdún, El club de la memoria (finalista del Premio Nadal 2008), Hijos del mediodía (Premio de Narrativa El Público de Canal Sur) y Memoria de cenizas (Premio Miguel de Unamuno). Ha publicado los ensayos La Andalucía del exilio; Sevilla, un retrato literario, o El polvo del camino, el libro maldito del Rocío. Es coautora de Salvador Távora, el sentimiento trágico de Andalucía y Semana Santa insólita, delirios y visiones heterodoxas. Colabora con los diarios ABC y El País, y las revistas Mercurio y Andalucía en la Historia. Ha recibido los premios periodísticos Unicaja, Francisco Valdés, Universidad de Sevilla, Ciudad de Málaga y Ciudad de Huelva.

El libro:
Travesías históricas. Viajeros andaluces que contaron el mundo ha sido publicado por El Centro de Estudios Andaluces y la Fundación José Manuel Lara. Encuadernado en tapa dura, tiene 302 páginas de ellas 16 de ilustraciones.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo un vídeo en el que Eva Díaz Pérez es entrevistada en Andalucía Tv por Jesús Vigorra.

Para saber más:
http://evadiazperez.blogspot.com.es/     (Blog personal de la autora)

 

Sentadas, de izquierda a derecha, Candela Mora, delegada de la Junta de Andalucía en Madrid; la autora Eva Díaz Pérez; Mercedes de Pablos, directora del Centro de Estudios Andaluces y

Sentadas, de izquierda a derecha, Candela Mora, delegada de la Junta de Andalucía en Madrid; la autora Eva Díaz Pérez; Mercedes de Pablos, directora del Centro de Estudios Andaluces y Ana Gavín, directora de la Fundación José Manuel Lara . En primer término, de pie, Ignacio Garmendia, editor de la Fundación José Manuel Lara. (Foto: José Belló Oliaga)

Deja un comentario

Archivado bajo Biografías, Ensayo - Crítica literaria, Historia, Literatura, Literatura, Narrativa, Viajes y tiempo libre

“Fábula”, de Javier Vela

«Javier Vela nos muestra en Fábula la realidad manipulada por los recuerdos y por la ilusión.»
.

cubierta-de-fabula

Cubierta de: ‘Fábula’

Compuesto de seis partes cuya estructura íntima gira en torno al carácter falsario de la memoria y a aquellos mecanismos igualmente ficticios con los que se construye nuestra noción de la “verdad”, Fábula cumple un hito involuntario en la trayectoria poética de Javier Vela, poniendo fin a un ciclo discursivo iniciado una década atrás. A través de un lenguaje plástico y luminoso donde verso y versículo se funden sin ambages con la prosa poética, el autor nos conduce por el complejo espectro de mitos y creencias que conforman su idea de lo real.
Desde que ganara el Premio Adonais con su primer libro de poemas, Javier Vela se ha situado entre los autores más reconocidos de las jóvenes generaciones. “El poema – nos dice- da una nueva vida a las palabras, haciéndonos más libres y conscientes para desentrañar nuestro día a día”.

Fábula trata de un conjunto de poemas cuya estructura íntima gira en torno al carácter falsario de la memoria. El libro es el relato sosegado de ese turbión de mitos y creencias que conforman nuestra noción de verdad, manipulada por la invención del recuerdo y el consuelo ilusorio de la ficción.
La primera sección, Correspondencias, está integrada por textos alusivos a obras contemporáneas de cine y televisión, cuya pulsión narrativa queda abstraída por la mirada poética.
Sigue una breve suite amorosa, En el país de Amara, cuyo vínculo arraiga en el asombro por lo cotidiano, por la mera presencia de la figura amada, que al autor se le aparece en su dimensión metafísica, cargada de implicaciones latentes.
El sur, por su parte, ahonda en su doble condición atlántica y mediterránea, fruto de una conciencia a la deriva entre la orilla de los vencedores y la de los vencidos, y en donde la atención contemplativa mantiene al mismo tiempo una distancia crítica sobre lo observado que intenta revelarlo bajo una nueva luz.
Retrato de familia es un canto coral a lo que somos como comunidad, a nuestras fortalezas y debilidades, en las estribaciones de un nuevo “mal del siglo” originado por el periodo de crisis y estancamiento social que aún hoy seguimos atravesando.
El quinto (y más autobiográfico) segmento del libro, Habla el fabulador,  desliza una interpretación mítica acerca de mi historia y mi siempre cambiante identidad: las confesiones del “fabulador”; en el último, Invocaciones, es la escritura misma la que se convierte en el objeto de la enunciación, en un juego de espejos vehiculado por las invocaciones de la palabra poética.

Preguntado quienes han sido sus maestros, contesta que “Mis maestros y referencias son múltiples y, sin duda, gozosamente dispares: el ‘Cantar de los cantares’, Lucrecio, Catulo, Horacio, Hazm, Emre, Petrarca, Garcilaso, Juan de Yepes, Góngora, Silesius, Novalis, Hölderlin, Whitman, Baudelaire, Laforgue, Roux, Vallejo, Rilke, Ajmátova, Milosz, Pessoa, Huidobro, Eliot, Neruda, los evangelios gnósticos, Éluard, Celan, Stevens, Char, Bachmann, Montale, Jouve, Borges, Jacqmin, Elytis, Juarroz, Paz, Andrade, Rojas… por citar solo algunos. Por lo demás, siento un vivo interés por la obra de algunos de mis contemporáneos, pero eso no significa que constituyamos, como generación, una corriente definida. Solo hace falta pensar en la variedad de registros que acogió bajo su etiqueta la así llamada Generación Novísima o del 68. La mía (que Luis Antonio de Villena ha dado en llamar ‘Generación de 2000’, a pesar nuestro) es más bien el producto de una afinidad de índole personal e intelectual, antes que estética.”

Lee y disfruta de un fragmento del libro.

javier-vela

Javier Vela

El autor:
Javier Vela (Madrid, 1981) se dio a conocer como poeta con la publicación de La hora del crepúsculo (2004), galardonado con el Adonais, al que le seguirían Tiempo adentro (2006), Imaginario (2009, Premio Loewe a la Joven Creación y Premio de la Crítica Madrileña), Ofelia y otras lunas (2012) y Hotel Origen (2015). Sus relatos han sido recogidos en el libro Pequeñas sediciones (2016). Como traductor, ha vertido al castellano obras de diversos autores, como Jean Moréas (El viaje de Grecia) o Paul Valéry (Alfabeto). En la actualidad, dirige la Fundación Carlos Edmundo de Ory y colabora asiduamente en varios medios de comunicación, como el suplemento El viajero del diario ‘El País’.

El libro:
Fábula ha sido publicado por la Fundación José Manuel Lara en su Colección Vandalia. Encuadernado en rústica con solapas, tiene 74 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo un vídeo en el que dentro del recital «Dónde el ancla y el mar» Javier Vela recita el poema Canción del cosmonauta. Poemad. III Festival de Poesía de Madrid, organizado por la editorial Musa a las 9, se celebró el 26 de octubre de 2013 en Casa de América. Visita la revista poemad.com

Para saber más:
Javier Vela en Wikipedia.

1 comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura. Poesía