Archivo de la etiqueta: Wilkie Collins

“La mujer de blanco”, de Wilkie Collins

«La mujer de blanco es una novela cargada de misterio,
reflejo de los claroscuros de la era victoriana»
.

Cubierta de 'La mujer de blanco'

Cubierta de: ‘La mujer de blanco’

La mujer de blanco, quinta novela de Wilkie Collins, es una novela epistolar escrita en 1859, serializada de 1859 a 1860 en la revista literaria All the Year Round fundada por Charles Dickens.​ Fue publicada por primera vez en forma de libro ese último año.
La historia a veces se considera un ejemplo temprano de ficción de detectives con el protagonista Walter Hartright empleando muchas de las técnicas de investigación de detectives privados posteriores. El uso de múltiples narradores (incluidos casi todos los personajes principales) se basa en la formación jurídica de Collins, y, como señala en su preámbulo: “la historia que aquí se presenta se le dirá por más de una pluma, como la historia de un delito contra las leyes se cuenta en el tribunal de justicia por más de un testigo”. Este hecho va más allá de la curiosidad narrativa, lográndose un efecto de gran interés en cuanto al punto de vista del narrador, que elude la omniscencia propia de otras obras de la época.

El tema de la historia es la posición desigual de las mujeres casadas en aquel momento. Los intereses de Laura Fairlie han sido descuidados por su tío y su fortuna de 20,000 £ (una enorme suma de dinero en la época) por defecto recae en su esposo a su muerte. Collins dedicó esta novela a Bryan Procter, poeta y comisionado de Lunacy, y se inspiró en el caso de Louisa Nottidge, quien fue secuestrada y encarcelada por el interés monetario de su familia. Las mujeres podrían ser encarceladas en “manicomios” si se vuelven embarazosas o molestas para sus esposos o padres. Además, antes de la aprobación de la Ley de Propiedad de la Mujer Casada de 1882, todos los bienes de una esposa pasaban automáticamente a su esposo.

Sinopsis de la editorial:
Cuando Walter Hartright, joven profesor de dibujo, se encuentra de madrugada en un camino con una misteriosa mujer vestida de blanco, no puede imaginarse que está empezando a vivir una aventura de consecuencias imprevisibles. Su traslado, justo a continuación, a una mansión de la costa noroeste de Inglaterra para instruir a dos hermanas, le servirá para encontrar el amor en una de ellas y desencadenar una fascinante intriga que irán relatando varios de sus protagonistas, entre los que destacan la enérgica y perspicaz Marian Halcombe y el extravagante y muy maquiavélico conde Fosco.

La mujer de blanco es una novela cargada de misterio, reflejo de los claroscuros de la era victoriana, y que el lector difícilmente podrá dejar una vez comenzada.

Wilkie Collins. Fotografía de Napoleón Sarony, 1874.

Wilkie Collins. Fotografía de Napoleón Sarony, 1874.

El autor:
Wilkie Collins nació en Londres en 1824 y murió en esa misma ciudad en 1889. Hijo del pintor paisajista William Collins, cursó estudios de derecho antes de dedicarse de lleno al oficio de escritor. En 1848 publicó una semblanza sobre la figura de su padre y, dos años más tarde, aparecía su primera novela, Antonina o la caída de Roma. Mantuvo una gran amistad con Charles Dickens, con quien colaboró en la novela El abismo, y trabajó largo tiempo en la búsqueda de formas narrativas renovadoras. Fruto de este esfuerzo literario son sus dos obras fundamentales: La dama de blanco (1859-1860) y La Piedra Lunar (1868). Maestro de la narrativa inglesa, su obra ha tenido admiradores y seguidores tan cualificados como Henry James, T.S. Eliot o Jorge Luis Borges.

El libro:
La mujer de blanco  (Título original: The Woman in White, 1859-1860) ha sido publicada por Alianza Editorial en su Colección 13/20. Traducción de Miguel Ángel Pérez Pérez. Encuadernado en rústica, tiene 832 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo el vídeo de la adaptación de la novela epistolar escrita por Wilkie Collins en 1859. La película, aunque está en inglés tiene los subtítulos en español.

.
Para saber más:
http://www.wilkiecollins.com/

Wilkie Collins en Wikipedia.

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura, Narrativa, Literatura. Novela Negra

“Cuentos victorianos de Navidad”, de varios autores

Selección y traducción de Miguel Ángel Pérez Pérez

«Charles Dickens, Anthony Trollope, Charlotte Riddell, Arthur Conan Doyle, Juliana Ewing y Wilkie Collins»
.

Cubierta de Cuentos victorianos de Navidad

Cubierta de: ‘Cuentos victorianos de Navidad’

El extenso periodo victoriano ( 1831-1901) fue, por diversas y variadas circunstancias, quien dio carta de naturaleza al “espíritu navideño” y consolidó buena parte de la imagen y el carácter que asociamos a estas festividades hoy en día. Fue, asimismo, la edad de oro del cuento de Navidad, del que dejaron muestras los más destacados autores de la época, siendo los de miedo y los de misterio los que gozaron de más aceptación. En esta recopilación antológica no falta, como es natural, Charles Dickens, y junto a los suyos se recogen también magníficos relatos de Anthony Trollope, Charlotte Riddell, Arthur Conan Doyle (uno de ellos protagonizado por Sherlock Holmes), Juliana Ewing y Wilkie Collins.
A Charles Dickens se le puede considerar el inventor del «espíritu navideño». Alianza Editorial ya publicó en un volumen, Cuentos de Navidad, las cinco novelas cortas que el autor escribió a lo largo de la década de 1840, entre las que destaca la celebérrima Canción de Navidad. Una recopilación de cuentos victorianos navideños puede parecer escasa sin algún texto dickensiano, y la presente edición incorpora La historia de los duendes que robaron un sacristán, extraído de Los papeles póstumos del Club Pickwick, es una especie de borrador de lo que unos años después sería Canción de navidad, y que Los siete viajeros pobres responde a la técnica que Dickens emplearía en varios de los números especiales de navidad de sus revistas.

Otro de los grandes novelistas victorianos, Anthony Trollope (casi desconocido en España), escribió varios cuentos de ambientación navideña en los que hace gala de sus habilidades y características habituales. Así, Navidad en Thompson Hall es el divertido relato de las peripecias de una digna señora inglesa en una aciaga noche en un hotel parisino; y en La rama de muérdago demuestra por qué podemos considerar a Trollope el más austeniano de los escritores victorianos.
Charlotte Riddell, quien también firmaba como J. H. Riddell, fue una prolífica escritora que destacó por esos cuentos de fantasmas que tanta aceptación tenían, uno de los cuales, Un extraño juego de Navidad está incluído en la selección.
El nombre de Arthur Conan Doyle normalmente se asocia a Sherlock Holmes, pero aparte de sus aventuras, escribió el entretenido cuento Una nochebuena trepidante, en la que un timorato científico alemán que se cree gafado por el destino ha de enfrentarse a un peculiar grupo de anarquistas, que por las circunstancias políticas y sociales. Bueno, también hay un guiño a los seguidores de Sherlock Holmes con La aventura del carbúnculo azul en el que se ve que Holmes no es inmune al bondadoso espíritu de la Navidad.

Juliana Ewing fue una escritora de literatura infantil que demuestra sus buenas dotes en Dragones: un cuento de Nochebuena, en el que, mezclando lo costumbrista y lo fantástico con suma facilidad, nos recuerda la importancia de los buenos modales y el carácter didáctico de este tipo de literatura, que aquí no se ciñe a los hijos, sino también a los padres.
Y el broche final lo pone Wilkie Collins, quien subtituló su novela corta La máscara robada como Una historia para leer al amor de la lumbre navideña, donde mezcla humor, misterio y melodrama.

Miguel Ángel Pérez Pérez, al final de la presentación nos dice: “La literatura navideña de la época victoriana es, en resumidas cuentas, tan variada como entretenida, así como un buen reflejo de al menos parte de la sociedad para la que fue escrita.”

«Espero que todos disfrutéis con esta recopilación.»

El libro:
Cuentos victorianos de Navidad ha sido publicado por Alianza Editorial en su Colección 13/20. Con selección y traducción de Miguel Ángel Pérez Pérez. Encuadernado en tapa dura con sobrecubierta, tiene 393 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo un vídeo que nos cuenta como era la Navidad en la época victoriana.

La Navidad en época victoriana

La Navidad en época victoriana

 

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura, Narrativa