Archivo de la etiqueta: Victoria Cirlot

“Sufismo y Taoísmo. Ibn ‘Arabî, Laozi y Zhuangzi”, de Toshihiko Izutsu

“Nota a la nueva edición de Victoria Cirlot”

«Un «diálogo metahistórico» entre diferentes sistemas filosóficos que, sin tener una conexión directa, esconden preocupaciones metafísicas comunes.»
.

Victoria Cirlot ya nos lo deja muy claro en la nota escrita para la presente edición: “Esta obra del profesor Izutsu, publicada por vez primera en Japón en los años sesenta, revisada y reeditada en 1981, y traducida al castellano por Ediciones Siruela en 1997 (2ª edición, 2004), continúa siendo no sólo imprescindible para todo estudioso del sufismo y taoísmo, sino necesaria para cualquiera que esté interesado en el proceso de realización espiritual: tal es su claridad y precisión, su rigor y comprensión. Se trata de un estudio comparativo de estas dos corrientes místicas ejemplificadas, la primera en Ibn ‘Arabî (1165- 1240) y concretamente en su Los engarces de la sabiduría o Fusus al-Hikam, y la segunda en el Dao de jing y el Zhuangzi (ss. IV-III a J. C.). Es, por tanto, un estudio comparativo entre autores y obras situadas aproximadamente a más de quince siglos de distancia.”

Cubierta de Sufismo y Taoísmo

Cubierta de: ‘Sufismo y Taoísmo’

Adentrarse en el mundo de Toshihiko Izutsu es como adentrarse en un universo pues en 1958 completó la primera traducción directa del Corán del árabe al japonés. Su traducción es aún reconocida por su precisión lingüística y ampliamente utilizada para trabajos académicos. Tuvo un talento especial en el aprendizaje de lenguas extranjeras pues hablaba fluidamente más de 30 idiomas, incluyendo árabe, persa, sánscrito, pali, chino, japonés, ruso y griego; y terminó la lectura del Corán un mes después de comenzar a aprender árabe. Aunque centró sus investigaciones en el islam, también se interesó por otras escuelas de sabiduría oriental como la hindú advaita vedanta, el budismo zen y el taoísmo.
El origen de este libro hay que buscarlo, en la época en que Toshihiko Izutsu enseñaba filosofía islámica en el Instituto de Estudios Islámicos de la Universidad McGill, en Montreal, Canadá, después de pasar por la Universidad de Keio en Tokio y por el Instituto Iraní de Filosofía de Teherán. En aquella época, empezó a tomar consciencia de que iniciaba gradualmente una fase de su vida intelectual, en el que buscaba a tientas un nuevo tipo de filosofía oriental basado en una serie de estudios rigurosamente filológicos y comparativos de los términos clave de diversas tradiciones filosóficas de todo Oriente. Este libro fue el primer producto de mi empeño en este sentido.

El principal propósito de esta obra es intentar una comparación estructural entre la cosmovisión sufí, representada por Ibn ‘Arabî, y la cosmovisión taoísta, representada por Laozi y Zhuangzi. Pero tenemos que tener en cuenta que una comparación hecha de forma gratuita entre dos sistemas de pensamiento que no tienen conexión histórica puede desembocar en la observación superficial y carente de rigor científico, de los parecidos y diferencias. Para evitar caer en este error, el autor puso de relieve la estructura fundamental de cada una de ambas visiones del mundo, de forma independiente y con el máximo rigor posible, antes de proceder a cualquier consideración comparativa.

Bajo este enfoque, el libro se divide en tres partes. La primera parte está enteramente dedicada a un intento de aislar y analizar los principales conceptos ontológicos en que se basa la cosmovisión de Ibn ‘Arabî, cuyos ejes principales son lo Absoluto y el Hombre Perfecto. Mientras que, en la segunda parte, se hará exactamente el mismo tipo de estudio analítico acerca de la cosmovisión de Laozi y Zhuangzi, de modo que ambas partes constituyan dos estudios totalmente independientes, uno sobre Ibn ‘Arabî y otro sobre el taoísmo antiguo. Sólo en la tercera parte se hará una tentativa de comparación y coordinación de los conceptos clave de ambas interpretaciones, previamente analizadas sin consideración alguna de las similitudes y diferencias que existan entre ambas.

Lee y disfruta de las primeras páginas del libro.

Toshihiko Izutsu

Toshihiko Izutsu

El autor:
Toshihiko Izutsu (井筒俊彦; n. 4 de mayo de 1914, en Tokio, Japón – 1 de julio de 1993) entró en contacto con el budismo zen a través de su padre, un hombre de negocios que además era calígrafo y practicante laico de zen. Se graduó en la Facultad de Letras de la Universidad Keio en Tokio, en cuyo Instituto de Estudios Culturales y Lingüísticos fue más tarde profesor. Posteriormente, impartió docencia en la Academia Imperial Iraní de Filosofía en Teherán y en el Instituto de Estudios Islámicos de la Universidad McGill en Montreal. Conocedor de cerca de treinta lenguas ?entre ellas, árabe, persa, sánscrito, pali, chino, ruso y griego, en 1958 completó la primera traducción del Corán del árabe al japonés. Aunque centró sus investigaciones en el islam, también se interesó por otras escuelas de sabiduría oriental como la hindú advaita vedanta, el budismo zen y el taoísmo. Es autor, entre otras obras, de Sufismo y taoísmo. Un estudio comparativo de conceptos filosóficos clave (1983; trad. cast. Ediciones Siruela, 1997), Language and Magic. Studies in the Magical Function of Speech (1956), Ethico-Religious Concepts in the Quran (1966), God and Man in the Koran (1980), Creation and the Timeless Order of Things: Essays in Islamic Mystical Philosophy (1994) y, junto a Toyo Izutsu, The Theory of Beauty in the Classic Aesthetics of Japan (1981). Biografía cedida por Editorial Trotta.

El libro:
Sufismo y Taoísmo. Ibn ‘Arabî, Laozi y Zhuangzi (título original: Sufism and Taoism: A Comparative Study of Key Philosophical Concepts, 1983) ha sido publicado por el Sello Siruela en su Colección El Árbol del Paraíso, 95. Traducción del inglés de Anne-Hélène Suárez Girard. Nota a la nueva edición de Victoria Cirlot. Encuadernado en rústica con solapas, tiene 514 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo un vídeo en el que el profesor Pablo Beneito, presidente de la sociedad MIAS-Latina ofreció el 9 de febrero de 2015 esta conferencia inaugural en Casa Árabe, que marca el comienzo de un año en el que Ibn Arabi tendrá un protagonismo muy especial. Fue presentado por Eduardo López Busquets, director general de Casa Árabe.

.
Para saber más:
Toshihiko Izutsu en Wikipedia (en inglés).
Ibn ‘Arabî en Wikipedia.
Lao-Tse en Wikipedia.
Zhuangzi en Wikipedia.

 

 

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Ensayo - Crítica literaria, Historia, Literatura

“Kamasutra para dormir a un espectro”, de Clara Janés

«Prólogo de Victoria Cirlot»
Dibujos de
Sistiaga de la ‘Suite érotique’

Maudy VentosaReseña escrita por Maudy Ventosa.

Cubierta de Kamasutra para dormir a un espectro

Cubierta de: ‘Kamasutra para dormir a un espectro’

Nos cuenta Clara Janés, en la Rueda de Prensa que tuvo lugar en la Editorial Siruela el 13 de febrero de 2019, que estaba charlando con unos amigos en el Café Gijón sobre unos sellos de estrellas que había dibujado Sistiaga… cuando se acercó un hombre guapísimo y dijo, esos sellos los he hecho yo... Era José Antonio Sistiaga; ella le manda su libro erótico Creciente fértil y él la envía un dibujo erótico. Cuando, más adelante, ve sus dibujo en su estudio de San Sebastián  piensa que, en su cabeza, estaba siempre la idea de por qué no intentar hacer algo erótico que sea tan sutil como lo de Sistiaga, que en realidad no ves lo que es y de repente lo ves y sonríes…

La vida está llena de casualidades… en su cabeza comienza a tomar forma la idea de dormir al espectro a través del Kamasutra, y empieza estudiando los detalles, tomando notas… La inspiración llega con fuerza, andando por la calle …llegaba a casa y escribía 10 poemas, y al día siguiente otros 10… dice que estaba horrorizada, porque ¡¡¡¡a los 70 años me sale un libro erótico!!!!  Al principio siente vergüenza, pero pronto decide que de vergüenza nada, porque el erotismo no tiene edad.
Está convencida de que su espectro es de carácter científico, como cuando algo está en el exterior pero pasa a tu interior y se llama una experiencia vivida… eso es la palabraexperiencia vivida.

Alude a Erasmo en el Elogio de la Locura para afirmar que la mayor locura, el mayor placer, es el misticismo, porque lo que has creado mentalmente te llena de un gozo inmenso… Es lo que ella siente, porque, la escritura de este espectro la llena de un gozo inmenso… Nos cuenta que se parece al arrebato místico, citando a Santa Teresa, cuando el gozo es tan grande que te quieres morir

Con la primera parte del libro, intenta despedirse de ese espectro que la ha llenado tanto: lo que has creado a través de la palabra, tienes que apartarlo a través de la palabra, y es lo último que escribió, desde el verano al invierno del 2016 (Victoria Cirlot), y se titula El color prohibido. Así, irá de los textos mas recientes a los más antiguos y recurre a los sonetos, porque domina la palabra a través de la forma, y así, tal vez, pueda dominar todo lo que esta palabra ha generado en su mente. Dante, Universidad de Padua, Galileo, Petrarca, Rilke …los sonetos que la salen muy bien…

La segunda parte se titula como el libro, Kamasutra para dormir a un espectro, y está escrita desde marzo a mayo de 2014. Aquí se incluyen los dibujos de Sistiaga pertenecientes a Suite érotique. Por último tenemos el Ápendice –otoño de 2013-, y cierra con La Apostilla, poemas de un Minimo canzoniere que fueron escritas a la vez en español e italiano, aunque en el libro solo aparece la versión castellana.

Un libro delicioso para leer y saborear con calma. Un placer compartir reflexiones con la autora sobre la obra.

SINOPSIS
«Kamasutra para dormir a un espectro se abre con una cita de Wittgenstein: “Las palabras son también acciones”. Y Clara Janés lo demuestra en esta obra que rezuma verdad, conocimiento, búsqueda, comprensión, y sobre todo, prodigio de escritura. Un libro que contiene el secreto de la transfiguración de la amada en el amado, último grado de perfección en la vida del espíritu. De lo que aquí se trata es de la unión, ¿carnal?, ¿espiritual?, de la unión con el Otro, que no soy yo pero que vive en mí. El lenguaje se vuelve entonces necesariamente místico porque no hay otro modo de hablar de esta forma de unión, del mismo modo que para hablar de la unión del alma con Dios, que es de lo que nos hablan las místicas del siglo XIII, no hay otro lenguaje que el erótico. Y aunque encontramos referencias al Cantar de los Cantares y al Apocalipsis, Janés, ciertamente, no habla de Dios. Habla del “fantasma”, de ese que carece de realidad material y física pero que la ha poseído enteramente. Asistimos entonces a la visibilidad de algo que siempre ha permanecido oculto, nunca dicho, siempre en silencio; contemplamos el acto de amor que se hace real en las; palabras-pensamiento;  que se mueven y que danzan para encarnar lo que es soplo, espíritu».

[Del prólogo de VICTORIA CIRLOT]

Lee y disfruta de un fragmento del poemario.

Clara Janés con Maudy Ventosa

Clara Janés con Maudy Ventosa

La autora:
Clara Janés Nadal polifacética poetisa y traductora nacida en Barcelona; ha escrito más de veinte libros de poesía, entre ellos Kampa, Vivir, Rosas de fuegoArcángel de sombra y Los secretos del bosque. Entre su obra en prosa figuran las novelas Los caballos del sueño y El hombre de Adén, el libro de memorias Jardín y laberinto y los de ensayo Cirlot, el no mundo y la poesía imaginal y La palabra y el secreto. En 1997 recibió el Premio Nacional a la Obra de un Traductor. Desde 2015 ocupa la silla «U» de la Real Academia Española, siendo así la décima mujer elegida miembro de la RAE. Su poesía ha sido traducida a veinte idiomas.

El libro:
Kamasutra para dormir a un espectro ha sido publicado por el Sello Siruela en su Colección Libros del Tiempo 372. Prólogo de Victoria Cirlot y dibujos de José Antonio Sistiaga. Encuadernado en cartoné, tiene 198 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Para saber más:
Clara Janés en la Real Academia Española.
Clara Janés en Wikipedia.
Clara Janés en Cervantes Virtual.

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura. Poesía, Por Maudy Ventosa