Archivo mensual: septiembre 2021

“Umbrales. Un viaje por la cultura occidental a través de sus puertas”, de Óscar Martínez

«Cada puerta es una insinuación.
Cada umbral es una rendija por la que se accede a otro espacio»

.

Cubierta de 'Umbrales'

Cubierta de: ‘Umbrales’

Umbrales, nos dice el autor, es un libro sobre puertas, sobre qué hace especiales a estos elementos arquitectónicos y sobre cómo el ser humano ha llenado de simbolismos y mensajes las entradas de sus edificios y construcciones. A su vez, no es un texto únicamente sobre arquitectura. Intenta ser también una suerte de libro de viajes que descubra puertas que quizá no se conozcan y abra ojos y oídos a nuevas historias sobre umbrales ya conocidos.
Este libro comienza con la puerta de una casa, pues a día de hoy quizá sean esos umbrales los que más nos determinan como ciudadanos, pero no una casa cualquiera. Descubierta en la década de 1890, la Casa de los Vettii en Pompeya fue probablemente habitada por una pareja de libertos o antiguos esclavos liberados conocidos como Aulo Vettio Conviva y Aulo Vettio Restituto y que decoraron después del terremoto del año 62 con fabulosas pinturas que la erupción del Vesubio en el año 79 sepulto y conservó.

Con Óscar Martínez durante la presentación del libro en Ámbito Cultural de El Corte Inglés en Madrid

Con Óscar Martínez durante la presentación del libro en Ámbito Cultural de El Corte Inglés en Madrid.

Pero enseguida nos adentramos en el primer bloque, en el terreno de la arquitectura religiosa que el autor llama Umbrales Sagrados. La primera gran arquitectura de la humanidad fue sin duda la dedicada a los dioses y a su culto, y no es de extrañar que algunos de los más antiguos ejemplos de puertas monumentales se encuentren en templos y santuarios. Desde la prehistoria hasta la Edad Media, en los siete umbrales sagrados que se visitan se repasarán culturas arquitectónicas que han conformado la civilización occidental durante milenios. Las entradas a santuarios prehistóricos, a templos egipcios, griegos y romanos y, por supuesto, a iglesias medievales serán las protagonistas de este primer gran bloque, al que seguirá el segundo bloque, los umbrales de viviendas, fortalezas, castillos e incluso negocios. Palacios, residencias privadas, murallas y comercios tienen todos ellos puertas que muchas veces cuentan historias que van más allá de la mera función del edificio al que dan acceso.
El tercer gran bloque está dedicado a un tipo especial de umbrales. Algunos de ellos son todavía accesos a edificios y construcciones, pero el resto son puertas que nos permiten adentrarnos en otros espacios, no tanto arquitectónicos como simbólicos e imaginarios. En efecto, la pintura y la arquitectura pueden abrirnos posibilidades perceptivas que amplían nuestra experiencia del mundo, permitiéndonos viajar a entornos simbólicos que enriquecen la realidad.

Con Emilio del Río latinista y tuitero que presentó el libro de Óscar Martínez

Con Emilio del Río latinista y tuitero que presentó el libro de Óscar Martínez

Estas páginas terminan con la entrada a una casa, aunque en esta ocasión no se trate de la de una vivienda de la Antigüedad romana, sino de la puerta de un moderno apartamento. Se cierran así el círculo y la lista de umbrales. De lo privado a lo sagrado, pasando por lo simbólico y lo militar, para terminar de nuevo con la puerta de una vivienda.

La lista de umbrales en estas páginas es, obviamente, subjetiva. Quien lea estas líneas no encontrará el pórtico de la Gloria de la catedral de Santiago de Compostela, aunque sí otros umbrales medievales que pueden servir como introducción a facetas no tan evidentes del arte románico y gótico. Tampoco visitará la puerta de Alcalá de Madrid ni la de Brandeburgo de Berlín, pero el carácter de arco triunfal conmemorativo que pueden tener esas construcciones sí que será analizado. Algo similar se podría comentar acerca de las puertas de las murallas de Roma o del baptisterio de Florencia, o de fachadas tan interesantes como la de la Universidad de Salamanca, todas ellas ausentes aquí. Ellas no están, pero sí otras que sirven para profundizar en cuestiones relacionadas con la simbología, la historia o la mitología.

«Toda puerta marca un tránsito. El umbral enmarcado por las jambas y los dinteles o los arcos de la entrada es un espacio híbrido, un momento entre dos realidades, la frontera entre dos mundos y dos estados.»

Lee y disfruta de las primeras páginas del libro.

Óscar Martínez

El autor:
Óscar J. Martínez García (Almansa, Albacete, 1977) Doctor en Bellas Artes por la Politécnica de Valencia y licenciado en Historia del Arte por la Universidad de la misma ciudad, desde hace más de diez años es profesor de historia del arte, arquitectura, fotografía y diseño en la Escuela de Arte de Albacete. Tras una etapa dedicándose al mundo del arte, como pintor, dibujante y grabador realizando diversas exposiciones individuales y colectivas tanto en España como en el extranjero, en los últimos años desarrolla su inquietud artística desde un punto de vista literario.

El libro:
Umbrales. Un viaje por la cultura occidental a través de sus puertas ha sido publicado por Ediciones Siruela en su Colección Biblioteca de Ensayo / Serie mayor 118. Encuadernado en rústica con solapas, tiene 302 páginas. Se complementa con una amplia bibliografía.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo el vídeo de la presentación de ‘Umbrales’, de Óscar Martínez el cual charlará con  charlará con Emilio del Río, doctor en Filología Clásica y Director general de Bibliotecas, Archivos y Museos de Madrid.

.
Para saber más:
Facebook de Óscar Martínez

Deja un comentario

Archivado bajo Arte, Curiosidades, Ensayo - Crítica literaria, Historia, Literatura, Literatura, Narrativa

“Esclavos del deseo”, de Donna Leon

«La trigésima novela de Donna Leon es tan poderosa como cualquier otra que haya escrito,
poniendo a prueba a Brunetti hasta sus límites,
obligándolo a escuchar con mucha atención la verdad»

.

Cubierta de 'Esclavos del deseo'

Cubierta de: ‘Esclavos del deseo’

En sus muchos años como comisario, Guido Brunetti ha visto todo tipo de delitos y ha sabido intuitivamente cómo navegar por los distintos caminos de su ciudad natal, Venecia, para descubrir al responsable. Ahora, en la trigésima novela de la magistral serie de Donna Leon, se enfrenta a un crimen atroz cometido fuera de su jurisdicción. Se siente atraído de manera bastante inocente: dos jóvenes estadounidenses han resultado gravemente heridas en un accidente de navegación, disfrutan navegando en la Laguna con dos jóvenes italianos. Sin embargo, la curiosidad de Brunetti y Griffoni se despierta por el comportamiento de los jóvenes Marcelo Vio y Filiberto Duso, dos amigos desde la infancia, muy diferentes entre sí: Duso trabaja como abogado para la firma de su padre, mientras Vio dejó de estudiar de niño y se gana la vida trabajando para su tío, un hombre llamado Borgato, que tiene un negocio de transporte de mercancías y una pequeña flota de barcas, y se sospecha de varias ilegalidades en el comercio marítimo nocturno. Brunetti se pregunta la razón de abandonar a las víctimas tras llevarlas al Hospital Civil de Venecia. Si las lesiones fueron el resultado de un accidente, ¿por qué querían evitar asociarse con él?

Mientras Brunetti y su colega, Claudia Griffoni, investigan el incidente, descubren que uno de los jóvenes trabaja para un hombre que se rumorea que está involucrado en actividades nocturnas particularmente siniestras en la Laguna. Para llegar al fondo de lo que resulta ser un caso desgarrador, Brunetti necesita contar con la ayuda tanto de los Carabinieri como de la Guardia di Costiera con el capitán Ignazio Alaimo, el oficial encargado de la Capitaneria di Porto, que lleva años siguiendo la pista de los traficantes. Determinar cuánta confianza pueden depositar él y Griffoni en estos colegas desconocidos se suma a la dificultad de resolver un crimen peculiarmente horrible cuyos perpetradores son tecnológicamente brillantes y despiadadamente organizados.

«Los puntos fuertes de esta novela y de la serie en general residen en sus personajes y su entorno, una serie que comenzó en 1993 con la publicación de ‘Muerte en La Fenice’.»

Entender que se trata de una novela de Donna Leon hace que el lector sea consciente del hecho de que habrá un mensaje más profundo y una injusticia social que debe abordarse. En este caso, nos enteramos de que Borgato está involucrado en la trata de personas. Duso también le confiesa a Brunetti que su amigo Marcello estaba profundamente preocupado por un hecho ocurrido una noche en el que se presentó en su apartamento empapado, más tarde, se descubre que esta es una referencia a la mujer nigeriana que se ahogó mientras era transportada ilegalmente por uno de los barcos de Borgato en el que estaba trabajando Marcello.

Y no cuento más porque no quiero destripar —ahora lo llaman spoiler— la novela, pero si os puedo decir que el caso número 30 de su carrera pondrá a Brunetti a prueba, llevándolo al límite en la búsqueda de la verdad.

Lee y disfruta de las primeras páginas de la novela.

Con Donna Leon durante su última visita a Madrid (Foto: Nahir Gutiérrez)

Con Donna Leon durante su última visita a Madrid (Foto: Nahir Gutiérrez)

La autora:
Donna Leon nació en Nueva Jersey el 28 de septiembre de 1942. En 1965 estudió en Perugia y Siena. Continuó en el extranjero y trabajó como guía turística en Roma, como redactora de textos publicitarios en Londres y como profesora en distintas escuelas norteamericanas en Europa y en Asia (Irán, China y Arabia Saudita). Ha publicado, siempre en Seix Barral, las novelas protagonizadas por el comisario Brunetti: Muerte en La Fenice (1993), que obtuvo el prestigioso Premio Suntory a la mejor novela de intrigaMuerte en un país extraño (1993), Vestido para la muerte (1994), Muerte y juicio (1995), Acqua alta (1996), Mientras dormían (1997), Nobleza obliga (1998), El peor remedio (1999), Un mar de problemas (2001), Amigos en las altas esferas (2002) —Premio CWA Macallan Silver Dagger—, Malas artes (2002), Justicia uniforme (2003), Pruebas falsas (2004), Piedras ensangrentadas (2005), Veneno de cristal (2006), Líbranos del bien (2007), La chica de sus sueños (2008), La otra cara de la verdad (2009), Cuestión de fe (2010), Testamento mortal (2011), La palabra se hizo carne (2012), El huevo de oro (2013), Muerte entre líneas (2014), Sangre o amor (2015), Las aguas de la eterna juventud (2016), Restos mortales (2017), La tentación del perdón (2018), En el nombre del hijo (2019), Con el agua al cuello (2020) y Esclavos del deseo (2021); Las joyas del Paraíso (2012), una novela negra ambientada en el mundo de la ópera; el libro de ensayos Sin Brunetti (2006) y ha escrito el prólogo de la atípica guía Paseos por Venecia (2008). Sus libros, por los que ha sido galardonada con el Premio Carvalho 2016, han sido publicados en treinta y cinco países y son un fenómeno de crítica y ventas en toda Europa y Estados Unidos.
Desde 1981 a 2015 residió en Venecia. En 2015, dejó Venecia como su hogar de tiempo completo y comenzó a dividir su tiempo entre las casas que posee en Suiza, una en Zurich y otra en las montañas, pero regresa a Venecia aproximadamente una semana cada mes.

El libro:
Esclavos del deseo (título original: Transient Desires, 2021) ha sido publicado por la Editorial Seix Barral en su Colección Biblioteca Formentor. Traducción de Maia Figueroa Evans, 2021. encuadernado en rústica con solapas, tiene 333 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo el vídeo ‘Una carta de Donna Leon a Guido Brunetti’ por la publicación de “Esclavos del deseo”.

.
Para saber más:
Donna Leon en Wikipedia.

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura, Narrativa, Literatura. Novela Negra