Archivo diario: 2 noviembre, 2020

“La bruma verde”, de Gonzalo Giner

♦Premio de Novela Fernando Lara 2020♦

«Estamos sobrevolando un país en venta. Cada día, grandes capitales compran miles y miles de hectáreas de esta selva. Sobre todo chinos, pero también un puñado de empresas de origen europeo, malasio, estadounidense, canadiense, con intención de explotarlas en el futuro como tierras de cultivo…»

MaudyReseña escrita por Maudy Ventosa.

La Editorial Planeta acaba de publicar la última novela de Gonzalo Giner, La bruma verde, galardonada con el prestigioso Premio Fernando Lara 2020, concedido anualmente –desde 1996– por la Fundación José Manuel Lara y la Editorial Planeta a una novela inédita en castellano.

Cubierta de 'La bruma verde'

Cubierta de: ‘La bruma verde’

La Bruma Verde es un relato hermoso que transmite el grito de socorro de una tierra amenazada desde hace años por el ansia de personas sin escrúpulos en esquilmar la riqueza que esconde su subsuelo y comerciar con los animales que habitan su exuberante vegetación; es la belleza del verde intenso de su selva milenaria que intereses económicos intentan arrasar; es el clamor de unas gentes quebradas por siglos de injusticia y silencio; es el júbilo de los animales que pueblan esa parte del paraíso en la tierra; es la visibilidad del trabajo de tantos y tantos voluntarios altruistas que dejan su vida en pos de salvar las de otros y su modo de vida…; es la mirada verde de una joven que sabe a selva… que es selva, que contiene la selva en sus ojos color esmeralda: Bineka, la protagonista de esta historia. Es también una denuncia para concienciarnos del riesgo medioambiental que puede suponer para el clima mundial remover los inmensos depósitos de turba que posee la selva. La salida tan enorme del dióxido de carbono, sería inasumible para el planeta.

«Sin tener padre ni hermanos que cazaran por ella, y con un abuelo dedicado por completo al gobierno de la aldea, a sus 16 años le tocaba desempeñar todas las tareas, también las masculinas.»

En, Tshopo, en la República Democrática del Congo, Bineka es feliz con su abuelo Tonuk, con su amiga Sanza, buscando fruta y raíces en el campo o poniendo trampas para cazar. En su pequeño pueblo se habla en suajili, y las mujeres llevan largas trenzas que llegan hasta sus pechos desnudos que pintan con una pasta blanca hecha con polvo de hueso y grasa. Ella asume su papel de mujer sin oponerse y, si necesita fuerza y la asistencia de los suyos, acaricia el nkisi –amuleto- que siempre lleva colgado al cuello.

El otro gran protagonista es la selva de La R. D. del Congo, —antes Congo Belga y más tarde Zaire—, país herido cruelmente por la codicia del rey de Bélgica, Leopoldo II, y el terror que llevaron a cabo sus tropas coloniales, entre 1890 y 1914 y que acabaron con diez millones de personas a través de las expediciones de “pacificación”. Tortura, asesinato y muerte. Explotaciones de marfil y caucho eran el objetivo, y el castigo para los que se oponían era la muerte cruel. Fue un enorme genocidio reconocido por la historia. Ahora los intereses son otros: deforestar, destruir los bosques para convertirlos en campos de cultivo de soja o palma y usurpar los recursos naturales con los que la naturaleza ha bendecido este país: oro, cobalto, cobre, petróleo, diamantes, uranio, bauxita y las minas de coltán.

Nos cuenta Gonzalo Giner, que esta novela nació gracias a los primates y a las personas que trabajan con y por ellos. Su interesante trabajo nos permite acercarnos a lo que denominan ”cultura chimpancé”. Comportamientos y habilidades que requieren una elaboración mental previa.

Y a través de los ojos de selva de Bineka, nos muestra los efectos de la caza furtiva de animales salvajes —muchas veces para capricho de comensales pudientes y excéntricos—; la captura y posterior comercio de bebés chimpancés tras asesinar a sus madres; la deforestación de grandes extensiones de terreno y traslados —cuando no muerte— de las personas que los habitan; asistimos a los efectos que provoca la ambición sin límites, al asesinato,  la muerte…, pero también es un canto al amor, a la generosidad y a la esperanza. Lo importante no es lo que hagan los demás, sino lo que dejamos de hacer nosotros.

Gonzalo Giner ama tanto los animales como la literatura. Cuando coincidí con él por primera vez, me contó que era veterinario de un pueblo pequeño de Ávila, Muñico, a siete kilómetros de donde nací. Me ganó desde entonces.

Ahora cuenta con una narradora de excepción, Bineka, para que su mensaje y su denuncia traspasen fronteras y llegue a los lugares más recónditos de la tierra. Posee la determinación suficiente para conseguirlo. Como el autor.

Vuelve el autor de El sanador de caballos con una emocionante novela que te robará el alma.

PERSONAJES:

  • Bineka, es una joven que vive en Tshopo y sus ojos tienen el verde de la selva. Es inocente y bella, pero determinada y valiente. Su abuelo la ha prometido con el jefe de uno de los poblados cercanos, Beza, temible y que ya tenía 5 esposas porque necesita alianzas para defenderse. Es su papel como mujer, lo acepta y lo asume.
  • Lola Freixido, tiene 35 años y una carrera meteórica como directora general de la Unidad de Negocio para Particulares de la multinacional telefónica española Moviplus. Estudió doble carrera de Derecho y Económicas. Es gallega, con una larga melena de rizos castaños. Beatriz es más que su amiga.
  • Colin Blackhill, pertenece al condado de Kent y es un joven flemático, generoso, cabal e inteligente. Tiene buen talante. Es uno de los representantes de Greenword Congo. A sus 34 años es un soltero empedernido. Es el superior directo de Beatriz.
  • Beatriz Arriondas, es la mejor amiga de Lola, casi una hermana; compartieron todo, hasta el primer amor. Toma desacertadas e intempestivas decisiones: la loca de Beatriz. Emprende un viaje alrededor del mundo, sola. Y al finalizar se apunta como cooperante a Greenword, en África. La definen la pasión, el tesón e la independencia. Necesita libertad para respirar.
  • Keita Ajani, es el doctor congoleño de Médicos sin Fronteras y pareja de Beatriz. Tiene el clásico perfil de un africano, con labios marcados, nariz fina al estilo masái, y un mentón rematado en un hoyuelo, pómulos y cejas prominentes, y unas profundas cuencas oculares que encerraban una interesante mirada de color almendra. Es atractivo. Estudió medicina en Boston y se especializó en cirugía estética. Hizo tanto dinero en América que tuvo que volver a África para sentirse médico de nuevo.
  • Carmen Izcara, directora del CRPL desde hace cuatro años, es una veterinaria española.
  • Luis Cereceda, es un veterinario español. Trabaja en el Centro de Rehabilitación de Primates de Lwiro. Científico honesto, resolutivo y excelente conversador.
  • Adele es la madre de Colin. Toca la flauta travesera.
  • Victoria rompió el corazón a Colin. Sobre ordenadores y redes lo sabe todo. Hacker.
  • Maxime de Mons –Matzim–, su familia es de origen belga, instalados en África Central. Joven rico afortunado. Vive en Kinsasa: mansión, caballos, coches de lujo… tiene tanto dinero que no sabe cómo gastarlo; hasta el levantamiento de los tutsis. Ahora el odio, después de haberlo perdido todo, alimenta su existencia. Director de seguridad de Lands & Oils en la R. D. del Congo. Es un hombre blanco con ojos de color ceniza y noche.
  • Paul Vestraete, es el padrastro de Maxime y presidente de la empresa para la que trabaja. Comercian con la madera y arrasan aldeas matando a su gente. El toma las decisiones y la ejecución la lleva a cabo Maxime.
  • Don Valentín, es el padre de Beatriz, conservador, autoritario e intransigente, según Lola. Militar.
  • Tonuk, es el abuelo de Bineka, se encarga de la aldea y enseña a su nieta las propiedades de las plantas y cómo cazar animales.
  • Sanza, su mejor amiga. Madre de tres criaturas.
  • Y el clan de chimpancés que acoge a Bineka: Mashira, su madre adoptiva; su fiel protectora. Bineka le pone el nombre de una anciana querida de su aldea. Tiene una mirada triste, lo que hace que parezca humana. Furaha, una joven cría. En suajili significa “feliz”. Siempre pegada a ella. Taruko, el gran macho de la manada, que recuerda a un hombre de su aldea calvo y muy peludo. Kusisitiza, demasiado cargante. Está preñada; Tatumatu: tres orejas; Panya: rata; Mafuta: gorda…
  • Y los compañeros de Lola, Audrey Himeltton, la responsable de Reino Unido e Irlanda; Aslög Niedelseen, noruego, responsable países escandinavos y Oriente Próximo que habla ocho idiomas; Oskar Schaber, alemán responsable de los países bálticos y Polonia; Pedro Guarnés, director de España y Portugal…; y Agoney, un guanche, conoce lenguaje de silbidos de La Gomera; Patricio Dolosa, embajador del Gobierno español; Marc Voemer, director de Greenword en África…

Y más, que tendrás que descubrir.

Una historia de amor y lucha por un mundo mejor
Una gran aventura en el corazón de África

SINOPSIS:
Bineka, nacida en la profundidad de uno de los últimos pulmones verdes del planeta, es apresada por Maxime y sus hombres, que han arrasado su aldea. Pero, tras sufrir un accidente, la madre selva la protege y es adoptada por un clan de chimpancés, con los que convivirá varios meses.
Al mismo tiempo, Lola Freixido, una exitosa directiva, viaja al Congo para rescatar a su mejor amiga, Beatriz Arriondas, una cooperante medioambiental que ha sido secuestrada.
Bineka y Lola se enfrentarán a una compleja trama de corrupción y se verán abocadas a una huida llena de aventuras que correrán en compañía de Colin Blackhill, un cooperante británico que se cruza en su camino y que ayudará a la joven congoleña a luchar por la conservación de su mundo.

Un vertiginoso thriller. Un conmovedor alegato ecologista. Un canto al conservacionismo y una gran historia de amor en la legendaria selva africana.

Gonzalo Giner y Maudy Ventosa

Gonzalo Giner y Maudy Ventosa

El autor:
Gonzalo Giner logró el éxito literario con El sanador de caballos (2008), que lo convirtió en un autor de renombre y en un referente de la literatura popular. Veterinario de profesión, con aquel título quiso investigar el inicio de su oficio. En su siguiente novela, El jinete del silencio (2011), nos descubrió los orígenes de la creación de la raza española de caballos durante el siglo XVI. En Pacto de lealtad (2014), el autor dio un salto en su producción literaria: una novela minuciosamente documentada que narró, por vez primera, la participación de los perros en dos de las guerras más sangrientas del pasado siglo XX, la guerra civil española y la segunda guerra mundial. En el año 2017 publicó Las ventanas de cielo, una maravillosa novela histórica sobre la creación de las vidrieras góticas.

El libro:
La bruma verde ha sido  publicado por Editorial Planeta en su Colección Autores Españoles e Iberoamericanos. Encuadernado en tapa dura con sobrecubierta, tiene 608 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo un vídeo en el que Gonzalo Giner, ganador del Premio Novela Fernando Lara 2020, habla de su obra “La bruma verde”.

.
Para saber más:
https://twitter.com/GonzaloGiner
https://www.instagram.com/ginergonzalo/

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura, Narrativa, Nombramientos y Premios, Por Maudy Ventosa