Archivo diario: 30 30Europe/Madrid marzo 30Europe/Madrid 2020

“El encuadernador”, de Bridget Collins

«¿Cuántas personas van por ahí sin saber
que les falta media vida…?»

MaudyReseña escrita por Maudy Ventosa.

Cubierta de 'El encuadernador'

Cubierta de: ‘El encuadernador’

Porque, había un tiempo en que los libros estaban guardados en cámaras acorazadas cerrados con varios candados… escondidos como los ajuares funerarios en la antigüedad. Porque, en aquella época, la gente pensaba que los libros no tenían alma, que solo estaban hechos de aquellos recuerdos que resultaban demasiado dolorosos para seguir viviendo con ellos… Los encuadernadores hacían que la vida fuera soportable… pero, si se queman los libros, los recuerdos volverán. En aquella época, los libros infundían respeto.

El Encuadernador, es la primera obra para adultos de Bridget Collins, publicada por Plaza & Janés, ha sido finalista del premio anual de la cadena de librerías Waterstones y es la novela más vendida en Reino Unido en 2019.

Escrita en primera persona por los dos protagonistas, es uno de los libros más hermosos que he leído en mucho tiempo. Bello por fuera y por dentro; una narración delicada, sensible que te reconcilia con la vida, con el amor puro, con el dolor, con la renuncia por lo no aceptado socialmente, por la culpa que se arrastra y no se entiende, y por la generosidad de los que aman de verdad. Comienza con una carta y va y viene en el tiempo, como la vida misma. Avanzar y retroceder hasta completar el círculo, hasta que eres capaz de entenderlo todo.

Es la historia del joven Emmett Farmer, un campesino que ayuda en la granja familiar, cuando una carta cambia su vida. Su futuro ya no estará junto a su familia, porque ha sido elegido y tiene que abandonar todo lo que ama y le da seguridad. Sabe que ha estado enfermo, pero no sabe qué le ha pasado; no tiene recuerdos de su padecimiento, salvo destellos de terror, de pesadillas… es como si una brecha profunda le separara de la infancia, siente que le falta una parte… No conoce que lo que ha tenido es la fiebre del encuadernador, la que tienen solamente ellos y los convierte en excelentes profesionales. El era un joven granjero que ayudaba a su padre, y de repente tiene miedo, siente que no pertenece a ningún sitio… Es un encuadernador, aunque todavía no lo sepa. Porque ser encuadernador no es una tarea fácil…

Y es la historia de Lucian Darnay, de buena familia, hijo de un lord, que es enviado al campo, a la mansión de su viejo tío cerca de la granja de los Farmer. No representa el modelo de hombre que su rico padre quiere perpetuar, aunque, la verdad, no es mal chico.

Bridget Collins nos traslada a un mundo maravilloso de libros que se hacen de manera artesanal, que cuenta con largas mesas de trabajo donde se apilan cuchillas, mangos metálicos oscurecidos con grasa, papeles de colores colgando de alambres, páginas estampadas que simulan piedras, plumas, hojas… Prensas, archivadores, cueros, telas, brochas, cola… donde se percibe el olor del papel y del cuero. Tintes, rollos de pan de oro, cizalla… Donde un aprendiz hace acabados, marmoleados, chifla pieles, dora los cortes de fajos de pliegos… y donde se escucha el silencio.

Nos cuenta, que los encuadernadores sirven para aliviar el dolor. Son doctores del alma; escuchan y esperan… hasta que llegan los recuerdos… entonces los atrapan y quedan en el libro. Magos que hacen que se pueda empezar de cero sin saber que una parte de la vida quedó atrapada en unas páginas. Ya no duele, porque no se recuerda. Y lo que no se recuerda no existe.

Las encuadernaciones auténticas no se venden sin consentimiento. Un libro auténtico desprende un aroma a “verdad”, a “vida”, mientras que una novela es una historia que se repite. Las escribe gente que se imagina desgracias, y, además, las vende.

Hay quien piensa que los encuadernadores son para gente desesperada, para los que no pueden recurrir a otra cosa. Pero sus clientes son lores que quieren borrar los recuerdos de sus hijos descarriados; criadas llevadas por sus amos para que olviden también; hijas que viven con padres maltratadores. La vida empieza de nuevo. Atrás queda el dolor. Borras esa parte de tu vida que te impide ser feliz. Quedó atrapada en el papel. Fin.

Es un canto al amor que hay que esconder porque no se acepta socialmente, ni en las familias acomodadas ni entre los pobres campesinos. Generosidad de un hombre que para ocultar el amor que siente por otro es capaz de renunciar a él y hacer lo políticamente correcto. Acto de amor.  Rechazo de la familia, tú no eres así… no eres de esa clase de hijos que se olvida de su familia… y si se repite, dejarás de tener familia… si renuncias, te damos de nuevo la oportunidad de ser nuestro hijo… y solo hay una manera de conseguirlo, empezar desde cero.

Pierdes la ocasión de utilizar el dolor como impulso para crecer.

Te encoje el corazón; te sientes pequeño si alguna vez no entendiste; y sientes ganas de amar. De manera incondicional.

PERSONAJES:

  • Emmett Farmer aprendiz de encuadernador porque recibió una carta que cambió su vida; que vio desmoronarse el mundo que conocía, que sabía que estaba incompleto, como si le faltara una parte de sí mismo. Que siente que ha decepcionado a los que quiere y que ya nada será como antes de caer enfermo…
  • Lucian Darnay es un joven de la edad de Emmett, o tal vez algo mayor. Sus ojos y el cabello son morenos y su rostro delgado y pálido. Según su familia, es un buen muchacho, pero deja estelas de destrucción que deben limpiar otros.
  • Alta Farmer es la hermana de Emmett, es aún muy joven, quince años, y espera que la vida le de una oportunidad para salir de lo que la espera en la granja de su padre. Intentará conseguirlo a través del hombre del que se enamora. Era alegre y feliz. Su hermano piensa que la van a romper el corazón.
  • Seredith es anciana, delgada y de blancos cabellos. Alta y de ojos claros. Se notan sus venas azuladas en la piel fina. Viste como un hombre, con pantalones. Es encuadernadora desde hace mucho tiempo. Hace libros por amor, libros hermosos. Y tiene moral y valores muy arraigados. Y no es la bruja que algunos creen.
  • El señor De Havilland comercia con los libros. Es el hijo de Seredith. Ambicioso y sin escrúpulos.
  • Lord Latworthy es el padre de Lucian; engreído y con la soberbia que da el dinero; se siente por encima del bien y del mal. Dueño de los que trabajan para el. Y de su familia.
  • Robert es el padre de Emmett, Hilda, la madre. Cuidan de la granja y de sus hijos. Los quieren. Luchan por un futuro mejor, pero no comprenden…
  • Nell es una joven criada de ojos serenos y cristalinos de azul claro que tiene que olvidar.
  • La señorita Honour Ormonde es poco agraciada y sosa, pero se va a casar. Detesta que la miren.
  • Toller trae cartas y el pedido con suministros desde Castleford al taller de la encuadernadora.
  • Milly ha ido a pedir ayuda al taller de Seredith, entre sollozos, acompañada de su amiga Gytha. Quiere volver a ser feliz
  • Doctor Ferguson viene a atender a Seredith cuando cae enferma.
  • Fortachón es el caballo de la granja de los Famer, Calambre la perra terrier que pare dos cachorros, uno negro que va a ser ratonero y una perrita blanca que adoptará Lucian, Mancha.
  • Y Acre y Wright, el asesor y la mano derecha de Lord Latworthy y Percival Runsham que tendrá que recordar después del incendio quién es… y muchos más que tendrás que descubrir.

SINOPSIS:
Imagina que los libros no solo contienen historias.

Imagina que puedes ocultar entre sus páginas tus mayores miedos, tu dolor más profundo, tus secretos más oscuros. A todo el mundo. Incluso a ti mismo. Para siempre.
Emmett Farmer, después de un largo día de trabajo en el campo, recibe una misteriosa carta que le cita a incorporarse como aprendiz de encuadernador. Es una profesión que despierta miedo y superstición en su entorno. Sin embargo, como humilde campesino sin recursos, no le queda más remedio que abandonar la granja familiar.
En la casa aislada donde vive su maestra, la anciana Seredith, Emmett aprenderá a elaborar libros que, más allá de tener unos acabados muy cuidados, son tomos mágicos que conservan los recuerdos de las personas y atesoran secretos del pasado.
Quien quiere olvidarse de algún episodio del pasado, puede acudir al lugar donde los encuadernadores encierran estas vivencias en volúmenes que guardan en una cripta bajo el taller: una suerte de biblioteca del olvido en la que todo permanece a la espera. Pero un día Emmett descubre su nombre en uno de esos libros…

Lee y disfruta de un fragmento de la novela.

Bridget Collins

Bridget Collins

La autora:
Bridget Collins (1981, Kent, Inglaterra) estudió Filología Inglesa en Cambridge e Interpretación en la Academia de Música y Arte Dramático de Londres. Después de haber publicado siete novelas juveniles de bastante éxito, El encuadernador ha sido una revelación en el Reino Unido. No solo se ha catapultado a lo más alto de las listas de más vendidos poco después de su publicación, batiendo récords de ventas y conquistando a la crítica y a los lectores, sino que la primera obra para adultos de Bridget Collins también se traducirá a once idiomas.

El libro:
El encuadernador (título original: The Binding, 2019) ha sido publicado por la Editorial Plaza y Janés en su Colección Fantascy. Traducción de Nieves Calvino Gutiérrez. Encuadernado en tapa dura con sobrecubierta, tiene 480 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo un vídeo en inglés, subtitulado en español, en el que Bridget Collins, autora del libro El encuadernador, comparte con los lectores qué le ha inspirado para escribir una novela tan especial como ésta.

:

Un relato de deseos enterrados y traiciones indescriptibles.
Una historia de amor que desafía los límites.
Una novela mágica e inolvidable.

 

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura, Narrativa, Literatura. Fantasía y Ciencia Ficción, Por Maudy Ventosa