Archivo diario: 20 de septiembre de 2017

“Soldados de Salamina”, de Javier Cercas

«Edición de Domingo Ródenas de Moya»
.

“Un fenómeno de sociología literaria que ha vendido más de un millón de ejemplares.”

Soldados de Salamina ha sido el mayor acontecimiento literario, por sus cifras de ventas, por su repercusión social y mediática, por su recepción crítica, de la narrativa española en lo que llevamos de siglo XXI. 

Cubierta de Soldados de Salamina

Cubierta de: ‘Soldados de Salamina’

Javier Cercas lo ha comentado en numerosas ocasiones: “Soldados de Salamina no es una novela sobre la guerra civil”. Soldados de Salamina es una novela sobre la vocación literaria, sobre el sentido y el valor de las ficciones narrativas y también sobre el heroísmo moral, pues la aspiración del narrador protagonista no es sino confirmarse como escritor, para lo que necesita escribir un libro que lo acredite como tal, y sabe que, escribiéndolo, alcanzará algo semejante a la salvación individual. Que ese libro tenga por asunto un insignificante episodio de la guerra (un fusilamiento del que escapa ni más ni menos que el número cuatro de falange) es azaroso para el ficticio periodista Javier Cercas, que podía haberse encontrado (o elegido) cualquier otro asunto; para el novelista Javier Cercas, por el contrario, ese episodio es fundamental, porque activa el dispositivo mediante el que suscita cuestiones extremadamente sensibles sobre la memoria histórica que hicieron aflorar profundas venas de dolor en la sociedad española.

La novela Soldados de Salamina ocupa en el libro unas 205 páginas, el resto hasta las 443, es decir, casi 240 páginas corresponden a la introducción y al estudio que Domingo Ródenas de Moya realiza sobre la obra de Javier Cercas. A una completísima bibliografía, y a unos apéndices interesantísimos que incluyen el artículo que Mario Vargas Llosa publicó el 3 de septiembre de 2001 en el diario El País titulado «El sueño de los héroes», en el que afirmaba que “el libro es magnífico, en efecto, uno de los mejores que he leído en mucho tiempo y merecería tener innumerables lectores”. Recoge, además, las variantes de la edición de 2015 respecto de la primera edición y ofrece los distintos materiales que contextualizan la génesis de la novela, como la crónica que Eugenio Montes publicó en febrero de 1939 sobre el episodio del fusilamiento de Sánchez Mazas, el «Decálogo apócrifo del escritor de éxito» que elaboró irónicamente el autor tras publicar La velocidad de la luz , el poema Los justos de Jorge Luis Borges y, por último, el poema Ser olvidado de Thomas Hardy.

«Soldados de Salamina me pareció una obra maestra»
Kenzaburo Oé, Premio Nobel

Para los que todavía no han leído la novela les incluyo la sinopsis, aunque creo que con todo lo dicho anteriormente está muy clara. 
“Cuando en los meses finales de la guerra civil española las tropas republicanas se retiran hacia la frontera francesa, camino del exilio, alguien toma la decisión de fusilar a un grupo de presos franquistas. Entre ellos se halla Rafael Sánchez Mazas, fundador e ideólogo de Falange, quizá uno de los responsables directos del conflicto fratricida. Sánchez Mazas no sólo logra escapar de ese fusilamiento colectivo, sino que, cuando salen en su busca, un miliciano anónimo le encañona y en el último momento le perdona la vida. Su buena estrella le permitirá vivir emboscado, protegido por un grupo de campesinos de la región, aunque siempre recordará a aquel miliciano de extraña mirada que no lo delató. El narrador de esta aventura de guerra es un joven periodista que se propone reconstruir el relato real de los hechos y desentrañar el secreto de sus enigmáticos protagonistas. Un quiebro inesperado, sin embargo, le llevará a descubrir que el significado de esta historia se encuentra donde menos podía esperarlo: porque uno no encuentra lo que busca, sino lo que la realidad le entrega.”

Por cierto, como es lo usual en Javier Cercas, el título de la obra es ambiguo y sólo fue escrito cuando la novela ya estaba prácticamente finalizada. El nombre Soldados de Salamina alude a la famosa batalla de Salamina en la que los griegos, comandados por Temístocles, vencieron en un combate naval al imperio persa, comandado por Jerjes I, y lograron así salvar su nación, y con ello la democracia y la civilización occidental como entonces se conocían. Aunque el argumento de la novela no tiene que ver directamente con este episodio histórico, dicha batalla era uno de los tantos y variados temas de interés de Sánchez Mazas.

La novela está precedida por el siguiente epígrafe:
«Los dioses han ocultado lo que hace vivir a los hombres.»  Herodoto

El autor:

Javier Cercas

Javier Cercas

Javier Cercas (Ibahernando, Cáceres, 1962) es profesor de literatura española en la Universidad de Gerona. Ha publicado nueve novelas: El móvilEl inquilinoEl vientre de la ballenaSoldados de Salamina (Premio Salambó de Narrativa)La velocidad de la luzAnatomía de un instanteLas leyes de la fronteraEl impostor y El monarca de las sombras.
Su obra consta también de dos ensayos, La obra literaria de Gonzalo Suárez y El punto ciego, y de tres volúmenes de carácter misceláneo: Una buena temporadaRelatos reales y La verdad de Agamenón. Sus libros han sido traducidos a más de treinta idiomas y han recibido numerosos premios nacionales e internacionales, tres de ellos al conjunto de su obra: el Premio Internazionale del Salone del Libro di Torino y el Premio FriulAdria, «La storia in un romanzo», en Italia, y el Prix Ulysse en Francia.

El libro:
Soldados de Salamina ha sido publicado por Ediciones Cátedra en su Colección Letras Hispánicas, 790. Encuadernado en rústica sin solapas, tiene 443 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con Casa del Libro.

Como complemento pongo el trailer de la pelicula Soldados de Salamina.

Para saber más:
Javier Cercas en Wikipedia.

 

 

 

 

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Historia, Literatura, Literatura, Narrativa