“Los siete años de abundancia” de Etgar Keret

35 crónicas inteligentes, conmovedoras y mordaces que nos demuestran, por muy increíble que parezca, que la génesis de los cuentos de Keret está muchas veces en sus propias vivencias.

Cubierta de: Los siete años de abundancia

Cubierta de: Los siete años de abundancia

Durante siete años Etgar Keret ha llevado registro de su vida personal, desde el nacimiento de su hijo hasta la muerte de su padre. El resultado son estas crónicas tragicómicas que van mucho más allá de la historia de su familia y de su carrera. Y es que con una hermana ultraortodoxa que tiene once hijos y ocho nietos, un hermano pacifista a favor de la legalización de la marihuana y unos padres supervivientes del Holocausto, su historia personal parece contener la historia de toda la sociedad israelí. Y cuando su llegada al hospital para el inminente nacimiento de tu hijo coincide con la de las víctimas de un atentado suicida; cuando sus conversaciones con otros padres de niños de tres años implican preguntas como «¿Se unirá tu hijo al ejército cuando tenga dieciocho años?», y el mayor temor de su viejo amigo del colegio es que su maqueta de la torre Eiffel hecha de cerillas sea destruida por misiles Scud, lo personal y lo nacional son difíciles de distinguir.

Esto que acabo de escribir es la sinopsis que la editorial Siruela escribe en su web sobre el libro, pero el libro es mucho más. En su anterior obra De repente llaman a la puerta ya nos dejó muy claro como escribe, como siente y como vive  el día a día la sociedad israelí. Es curioso que Etgar Keret sea casi un escritor de culto en los Estados Unidos y sobre todo en México a donde ha asistido por dos veces a la Feria del Libro de Guadalajara. Sus cuentos encantan a casi todos, mientras los ortodoxos le odian, la Autoridad Palestina le permiten publicar sus libros en árabe.

El libro abarca siete años muy importantes en la vida de Keret y de manera breve pero devastadora los sucesos, trascendentales o aparentemente nimios, que más marcaron siete años de su vida. Abarca desde el nacimiento de su hijo en el año 1:

«Llegué aquí (al hospital) hace una hora, muy emocionado, con mi mujer y un taxista obseso de la limpieza que, cuando mi mujer rompió aguas, tenía miedo de que le echase a perder la tapicería. Y ahora estoy sentado en el pasillo, taciturno, esperando a que el personal vuelva del ala de Urgencias…»

Hasta la muerte de su padre en el año 7:

«Era la noche en que se suponía que tenía que volar de Israel a Los Ángeles para inaugurar mi gira de promoción, y no quería ir.
Mi padre había muerto solo cuatro semanas antes y si hacía en viaje no podría asistir al descubrimiento de su lápida. Pero mi madre había insistido: “Tu padre habría querido que lo hicieras”. Y ese era un argumento muy persuasivo. Mi padre realmente habría querido que hiciera ese viaje y, aunque se daba cuenta de lo importante que era para ambos estar juntos en esos días difíciles, esas cancelaciones le habían molestado»      

Hay una frase en el libro que refleja muy bien el pensamiento de Keret, y que no me resisto a no ponerla, y que explica los odios y amores hacía él:

«Yo, cuando se trata de religión, no tengo dios. Cuando estoy bien, no necesito a nadie, y cuando me siento como una mierda y se abre un gran vacío en mi interior, sé que nunca ha habido un dios que pudiera llenarlo, y que nunca lo habrá». [Pag. 81]

Es un libro muy personal, en él Keret se desviste como escritor y queda el marido, el padre, el amigo, el hijo. Sus relatos son como siempre, perfectos.

Lee un fragmento del libro.

Etgar Keret.

Etgar Keret.

El autor:
Etgar Keret (hebreo, אתגר קרת) nació en Tel-Aviv, Israel, el  20 de agosto de 1967. Es escritor de cuentos cortos, guionista de televisión y director de cine israelí, y está considerado el máximo exponente de la narrativa moderna en hebreo, por su empleo del lenguaje corriente para contar historias donde la vida cotidiana, el humor negro, el surrealismo, lo grotesco y lo infantil forman parte de un mismo universo. Sus cuentos, consumidos masivamente en Israel por un público mayoritariamente adolescente.
Actualmente es profesor adjunto en el departamento de Cine y Televisión de la Universidad de Tel Aviv. Su película Jellyfish, realizada en colaboración con Shira Geffen, mereció los premios Cámara de oro, Mejor Película y Mejor Guión en la Semana de la Crítica, en el festival de Cannes de 2007. Ha sido condecorado Caballero de la Orden de las Artes y las Letras 2010 por el Ministerio de Cultura de Francia.

El libro:
Los siete años de la abundancia (Titulo original de la edición inglesa: The Seven Good Years; título del libro en hebreo fonético: Sheva Ha-Ha-Shanim Tovot). El libro ha sido publicado por la Editorial Siruela en su Colección Nuevos tiempos. Traducido del inglés por Raquel Vicedo. Encuadernado en rústica con solapas, tiene 157 páginas.

Cómpralo a través de este enlace con casa del libro.

Como complemento pongo un vídeo en español con una entrevista a Etgar Keret.

Enlace Judío – Conversaciones con Etgar Keret

Para saber más:

http://www.etgarkeret.com/

TÍTULOS DEL AUTOR PUBLICADOS EN SIRUELA

Pizzería Kamikaze
Nuevos Tiempos 120  RústicaEPUBKindle

La chica sobre la nevera
Nuevos Tiempos 89  RústicaEPUBKindle

De repen te llaman a la puerta
Nuevos Tiempos 241  RústicaEPUBKindle

Un hombre sin cabeza
Nuevo s Tiempos 193 RústicaEPUBKindle

Los siete años de abundancia
Nuevos Tiempos 283  RústicaEPUBKindle

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura, Literatura, Narrativa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s